Encuentra una solución contra la Disfunción Eréctil | Opciones de tratamiento

4 formas naturales para tratar la Disfunción Eréctil

La Disfunción Eréctil (DE) es un tema tabú para muchos hombres. Habla con tu profesional sanitario para considerar tratamientos médicos dependiendo del nivel de DE que padezcas. Empezar por cambiar tu estilo de vida y adoptar una nueva rutina más sana puede ayudar. Descubre 4 maneras naturales para mejorar la Disfunción Eréctil.

1: El deporte como ayuda para la Disfunción Eréctil

Hacer ejercicio es una excelente forma natural de mejorar la salud y ayudar a solucionar la Disfunción Eréctil.

Ventajas de la actividad física: ¡Es un impacto positivo para el sistema cardiovascular! Mantenerse activo es un fantástico modo de mantener el peso, la presión arterial y los niveles de colesterol. El ejercicio mantiene el corazón y las arterias saludables, dos factores vitales para mejorar el flujo sanguíneo hacia el pene. Además, supone una mejor oxigenación de la sangre: los cuerpos cavernosos del pene se conservarán mejor y conseguir una mejor calidad de la erección.

Incluso 30 minutos de ejercicio regular es suficiente para mantenerse en forma. Se puede completar la sesión con ejercicios para fortalecer el suelo pélvico, como los ejercicios de Kegel, que ayudan a mejorar la circulación sanguínea.

2: Tratar la Disfunción Eréctil a través de la alimentación

La actividad física debe combinarse con una dieta natural, saludable y equilibrada. Se recomiendan los alimentos ricos en flavonoides, que se encuentran en las bayas, peras, manzanas, cítricos e incluso en el rábano. « Dietary flavonoid intake and incidence of erectile dysfunction », The American Journal of Clinical Nutrition, volume 103, numéro 2, 1 février 2016, pages 534–54 1

3: Dejar de fumar para luchar contra la Disfunción Eréctil

Deja de lado todas las adicciones.

Efectivamente, la relación entre la Disfunción Eréctil y el tabaco está confirmada. El tabaco afecta a los sistemas vascular y muscular, reduciendo la presión sanguínea y evitando que el cuerpo cavernoso del pene se llene de sangre. La erección y, a veces, el deseo sexual, se pueden ver afectados. Sin embargo, los problemas de erección pueden disminuir en cuanto dejes de fumar, ¡no es demasiado tarde!

Es importante tener en cuenta que la nicotina y el monóxido de carbono son dos sustancias perjudiciales para la capacidad eréctil, independientemente de la cantidad que se consuma.

Al igual que el tabaco, el alcohol también influye en el sistema circulatorio, recudiendo el flujo sanguíneo y por lo tanto disminuyendo la calidad de la erección. A largo plazo, un gran consumo de alcohol puede ocasionar problemas de corazón, y en el entorno de la erección, una disminución de la excitación.

 

4: Disminuir los niveles de estrés para superar la Disfunción Eréctil psicógena

El estrés es una de las principales causas de la Disfunción Eréctil. La ansiedad puede interrumpir la comunicación entre el cerebro y el pene, afectando al flujo sanguíneo y por tanto a la capacidad de erección.

Algunas formas para mantener una vida saludable y disminuir el estrés son:

  • Coger la costumbre de apagar los equipos electrónicos (móvil, ordenador, etc) al menos una hora antes de irse a la cama. La luz azul hace que no nos durmamos y las pantallas impiden el descanso.
  • Pasar más tiempo al aire libre: si es posible, andar hasta casa a la salida del trabajo o tomarse tiempo para salir a caminar.
  • Hacer ejercicios de respiración o algún deporte relajante.

 

 

Share this article